Chilaquiles rojos a mi manera

Hoy os traigo una receta mexicana adaptada a la cocina española en cuanto a forma de cocinado e ingredientes.

Los chilaquiles son un plato típico mexicano elaborado con tortillas de maíz fritas y mezcladas con salsa de tomate picante, la salsa puede elaborarse con tomates rojos o verdes, dado que en mi zona me resulta difícil encontrar tomates verdes, he hecho la salsa con tomates rojos.

Los mexicanos tienen una forma peculiar de preparar las salsas de tomate y es que ellos no sofríen, sino que cuecen los tomates y verduras en agua, lo trituran y después terminan de cocinar en sartén junto a las tortillas.

En mi caso, como en España nos encanta el aceite de oliva, mi salsa de tomate va a estar elaborada de la manera tradicional, todo troceado y sofrito en sartén.

En cuanto al picante, aquí no tenemos tanta variedad de chiles y además no estamos tan acostumbrados al picante como los mexicanos, por lo que he utilizado un pimiento verde normal y un poco de guindilla cayena en polvo para darle ese puntito picosito que en casa toleramos.

La idea de esta receta surgió a raíz de un paquete de tortillas de maíz que compré y cuando fui a utilizarlas me di cuenta de que estaban rotas, por lo que me pareció una estupenda idea para aprovecharlas.

A continuación os detallo la receta.

Ingredientes (2 personas):

  • 1 paquete tortillas maíz
  • 1 diente ajo
  • 2 tomates grandes maduros
  • ½ cebolla
  • 1 pimiento verde
  • Sal y pimienta negra
  • Pimienta cayena molida
  • Queso rallado
  • 2 huevos
  • Aceite de oliva virgen extra

Preparación:

En una sartén con tres cucharadas de aceite doramos el diente de ajo picado, a continuación añadimos la cebolla y pimiento verde cortado en juliana. Salpimentamos y espolvoreamos con la cayena al gusto.

Cuando las verduras estén tiernas añadimos los tomates rallados, sazonamos y mezclamos para integrar.

Dejamos cocinar a fuego suave durante 20 minutos.

Cortamos las tortillas en triángulos grandes o trozos al gusto.

En una sartén con tres cucharadas de aceite de oliva doramos las tortillas, se doran rápidamente por lo que hay que estar pendiente y removerlas constantemente.

Una vez doradas añadimos a la salsa.

Cocinamos el conjunto un par de minutos.

Servimos con un huevo frito y queso rallado al gusto, recomiendo que sirváis recién hecho, no es un plato para guardar.

Es absolutamente sabroso y delicioso, la cocina mexicana es rica, variada y deliciosa, os aconsejo que probéis y juzguéis por vosotros mismos.

¡Nos leemos en la próxima entrada!

Anuncios

Deja un comentario...

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s